Monte de las Bienaventuranzas

Monte de las Bienaventuranzas

La imagen del Jesús predicador está sin duda ligada a los años trascurridos en Galilea y a sus multitudinarias reuniones en el Monte de las Bienaventuranzas del que a continuación nos ocuparemos.

El Monte de las Bienaventurazas, es una pequeña colina de sólo 58 metros de altitud sobre el nivel del mar, pero que al encontrarse a las orillas del Lago de Tiberiades o Mar de Galilea su altitud llega a los 155 metros. La situación del monte queda entre las antiguas ciudades de Cafarnaúm y Genesaret, en la orilla noroeste del Mar de Galilea a sólo 3,5 km de distancia de otros sitios de interés para el cristianismo como Tabga, Monte Arabel o los Cuernos de Hattin.

La elección de este espacio en concreto responde a las características físicas que presenta una amplia pendiente, que en la época estaba totalmente deshabitada y además tampoco venía utilizada para el cultivo, ideal para la congregación de una gran cantidad de personas que podrían acomodarse en esta terraza natural como si de tribuna se tratase para oír el sermón. Como demuestran las investigaciones realizadas por el arqueólogo Bargil Pixner quien ha localizado la cueva Mughara Ayud un lugar que hizo las veces de podio sobre el cual Jesús subió para proclamar las Bienaventuranzas, las nuevas leyes del Nuevo Testamento, un hermoso mensaje de paz y amor que entraba en sintonía con el panorama que desde este monte se contempla: un manto verde salpicado de anémonas rojas y lirios azules que se unían con la calma y la quietud del lago que los separaba del bullicio de las ciudades que quedaban más lejos. Una estampa que, aún hoy, conmueve y evoca al peregrino, tal y como lo hiciera con la peregrina Egeria que en el siglo IV da testimonio de la tradición de culto en este lugar ya desde época judío-cristiana.

Iglesia de las Bienaventuranzas

En la cima del monte, casi como si de una corona se tratase se alza la Iglesia de las Bienaventuranzas, construida entre 1936 y 1938, cerca de los restos de un templo anterior de época bizantina, por orden del dictador fascista Benito Mussolini, quien comisiona el proyecto al arquitecto Antonio Barluzzi que diseña una iglesia de estilo neobizantino de planta octogonal, ocho lados que representan las ocho Bienaventuranzas, rodeado por un claustro de columnas, que se asoma a un precioso jardín en el que se encuentran tres altares para poder orar al exterior. Pasando al interior de la iglesia podemos admirar el recubrimiento en mármol de sus paredes que contrasta con el mosaico dorado de la cúpula alrededor de la cual se disponen ocho ventanas, decoradas con las palabras de las bienaventuranzas escritas en latín, mientras el altar principal está decorado por un arco de alabastro y ónice alrededor del cual se encuentran los símbolos de las ocho bienaventuranzas: justicia, caridad, prudencia, fe, fortaleza, esperanza y templanza.

Significado espiritual

La importancia dentro de la fe cristiana del Monte de las Bienaventuranzas reside en que fue en este lugar donde según Mateo 5-3 Jesús proclamó el famoso sermón de las Bienaventuranzas “Bienaventurados los pobres de espíritu, porque de ellos es el reino de los cielos…”, pero también otras enseñanzas “Porque te digo, a menos que tu justicia exceda a la de los escribas y fariseos, nunca entrarás en el reino de los cielos” Mateo 5-20. Un discurso enmarcado en hermosas palabras que encerraba un mensaje radical, exigente e incluso revolucionario y contracultural para su época, pues Jesús estaba en realidad tratando de reformar el estilo de vida de Israel.

Ubicación del Monte

Centrar mapa
Tráfico
En bicicleta
Tráfico

Puntúa este artículo, ¡Muchas gracias!

Rating: 5.0. From 3 votes.
Please wait...

Artículos relacionados

Iglesia de la Multiplicación de los panes y los peces en Tabgha

Recorriendo las orillas del Mar de Galilea llegamos a Tabgha un pequeño pueblo del Subdistrito de Tiberiades, que es de gran importancia para el peregrino

El río Jordán, visitar este río sagrado

El Río Jordán tiene un profundo significado para el visitante cristiano a Tierra Santa y suele ser parada obligatoria de

El Mar de Galilea o Lago Tiberiades

El Mar de Galilea o Lago Tiberíades es hoy una de las metas turísticas preferidas del norte de Israel ya que ofrece al

Sin comentarios

Escribe un comentario
Sin comentarios Puedes ser el primero que comente este artículo!

Escribe un comentario

Tu email no será publicado
Campos obligatorios señalados*